Skip Navigation LinksL/L Research Library Transcripts - Table of Contents 1981 - Español La Ley del Uno, Libro II, Sesión 46 - 15 de abril de 1981
Skip Navigation Links
L/L Research
Home
Library
Are you a wanderer?
About Us
Carla’s Niche
Podcast
Online Course
Search
E-mail L/L
Copyright Policy
Recent Updates

Now on Bring4th.org

Bring4th.org

Forums

Online Store

Seeker Connector

Gaia Meditation

Subscriptions

Links

Donate/Volunteer

Join Us

Facebook

Twitter

Tumblr

Instagram


Biblioteca

Transcripciones de L/L Research

ACERCA DEL CONTENIDO DE ESTA TRANSCRIPCIÓN: Esta canalización telepática sintonizada se publicó originariamente como La ley del Uno, Libros I a V, por Don Elkins, James Allen McCarty y Carla L. Rueckert. Se facilita con la esperanza de que pueda serle útil. Al igual que las entidades de la Confederación siempre reiteran, le rogamos que aplique su juicio y su propio criterio al evaluar este material. Si algo le parece convincente, acéptelo; de lo contrario, descártelo, pues ni los miembros de la Confederación ni nosotros mismos desearíamos ser un escollo en el camino de nadie. (Traducción al español realizada por Pilar Royo.)

La Ley del Uno, Libro II, Sesión 46

15 de abril de 1981

Ra: Soy Ra. Os recibo en el amor y la luz del infinito Creador. Estamos en comunicación con vosotros.

Interrogador: Si una entidad polariza en el camino del servicio al yo, ¿la ira tendría el mismo efecto físico que si polarizara en el camino del servicio al prójimo? ¿También causaría cáncer, o su efecto catalizador se manifiesta solo en la entidad que polariza positivamente?

Ra: Soy Ra. Los mecanismos catalizadores no dependen de la polaridad que escoge el complejo mente/cuerpo/espíritu, sino del uso o la finalidad que pretenda darse al catalizador. Así, la entidad que se sirve de la experiencia de la ira para polarizar de modo consciente, ya sea positiva o negativamente, no experimenta el catalizador corporal, sino más bien emplea el catalizador en una configuración mental.

Interrogador: No sé si lo he entendido bien. Pongamos algunos ejemplos: una entidad que polariza en el camino negativo se torna irascible. Supongamos que desarrolla un cáncer. ¿Cuál es el principio que opera para ella?

Ra: Soy Ra. Comprendemos la idea central de vuestra pregunta, y vamos a responder sin atenernos a la pregunta específica, si os parece.

Interrogador: Por supuesto.

Ra: La entidad que polariza positivamente percibe la ira, y si utiliza mentalmente el catalizador, bendice y ama esa ira como tal. A continuación, la intensifica de manera consciente, solo en el plano mental, hasta que se percibe el absurdo de esa energía del rayo rojo, no en sí misma, sino como energía sujeta a la entropía espiritual debido al aspecto aleatorio de la energía en uso.

Entonces la orientación positiva proporciona la voluntad y la fe para proseguir esa intensa experiencia mental que permite que la ira sea comprendida, aceptada e integrada en el complejo mente/cuerpo/espíritu. El prójimo que es objeto de la ira se transforma así en objeto de aceptación, comprensión y acuerdo, todo ello reintegrado al utilizar la gran energía que inició la ira.

El complejo mente/cuerpo/espíritu de orientación negativa empleará esa ira de forma similarmente consciente, rechazando aceptar la energía aleatoria y no dirigida de la ira y, en su lugar, mediante la voluntad y la fe, canalizándola en un medio concreto de descargar el aspecto negativo de esa emoción para ganar control sobre el prójimo, o para controlar la situación que ocasiona la ira.

El control es la clave para efectuar la polarización negativa del catalizador; la aceptación es la clave efectuar su polarización positiva. Entre ambas polaridades radica el potencial para que la energía aleatoria y no dirigida cree un complejo corporal análogo a lo que llamáis el crecimiento cancerígeno del tejido.

Interrogador: Entonces, tal como lo entiendo, estáis diciendo que si la entidad que polariza positivamente no logra aceptar al prójimo, o si la entidad que polariza negativamente no logra controlar al prójimo, cualquiera de esas situaciones podrá provocar el cáncer, ¿es así?

Ra: Soy Ra. Es correcto en parte. La primera aceptación o control, dependiendo de la polaridad, es del yo. Si la entidad debe realizar su trabajo, la ira es una de las muchas cosas que deben ser aceptadas y estimadas como parte del yo, o controladas como parte del yo.

Interrogador: Entonces, estáis diciendo que si una entidad que polariza negativamente no es capaz de controlar su propia ira, o de controlarse a sí misma en la ira, puede desarrollar un cáncer, ¿es así?

Ra: Soy Ra. Es totalmente correcto. La polarización negativa requiere un gran control y represión.

Interrogador: Represión, ¿de qué?

Ra: Soy Ra. Cualquier distorsión del complejo mental que podríais llamar emocional es de naturaleza desorganizada, y para poder ser útil a la entidad orientada negativamente debe reprimirse para exteriorizarla después en un modo organizado. Así podéis encontrar, por ejemplo, entidades polarizadas negativamente que controlan y reprimen necesidades tan básicas para el complejo corporal como el deseo sexual con el fin de poder utilizar la voluntad para imponerse sobre el prójimo con mayor eficacia cuando no se reprima el comportamiento sexual.

Interrogador: En ese caso, la entidad de orientación positiva, en lugar de tratar de reprimir la emoción, la equilibraría, como se ha afirmado en una sesión anterior.

Ra: Soy Ra. Así es, lo que ilustra el camino de la unidad.

Interrogador: Entonces, el cáncer es un catalizador de entrenamiento que opera para ambas polaridades aproximadamente del mismo modo, pero creando o tratando de crear polarización en ambas direcciones, positiva y negativa, dependiendo de la orientación de la entidad que experimenta el catalizador, ¿es así?

Ra: Soy Ra. No es así, pues el catalizador es inconsciente y no opera inteligentemente, sino que forma parte del mecanismo de aprendizaje/enseñanza establecido por el sublogos antes del inicio de vuestro espacio/tiempo.

Interrogador: ¿Cómo facilita el cáncer ese aprendizaje/enseñanza cuando la entidad no es consciente de lo que le ocurre cuando desarrolla el cáncer?

Ra: Soy Ra. En muchos casos no se hace uso del catalizador.

Interrogador: ¿Cuál es el plan de utilización del catalizador del cáncer?

Ra: Soy Ra. El catalizador, como cualquier otro, tiene por función proporcionar experiencia. En vuestra densidad, esa experiencia puede ser amada y aceptada, o controlada. Esas son las dos vías. Cuando no se sigue ninguna de ellas, el catalizador no cumple su razón de ser y la entidad continúa su camino hasta que el catalizador se manifiesta plenamente, lo que le hace inclinarse hacia la aceptación y el amor, o hacia la separación y el control. No hay carencia de espacio/tiempo en el que el catalizador pueda funcionar.

Interrogador: Supongo que el plan del Logos concierne a los complejos de memoria social polarizados positiva y negativamente en cuarta densidad y superior. ¿Podéis indicar el propósito del plan para estos dos tipos de complejos de memoria social respecto a la Ley de Coulomb, o a la polaridad eléctrica negativa y positiva, o de cualquier otra forma que os sea posible?

Ra: Soy Ra. Este instrumento se está fatigando. Seguiremos hablando con vosotros. Podemos indicar la posibilidad, inofensiva para este instrumento, de llevar a cabo aproximadamente dos sesiones por semana hasta que transcurran estas semanas de ataque potencial y de una energía física muy débil. Quisiéramos añadir que el encuentro con este grupo es positivo. Agradecemos vuestra fidelidad. ¿Tenéis alguna pregunta breve antes de que finalice la sesión de trabajo?

Interrogador: Tan solo, si hay algo que podamos hacer para que el instrumento esté más cómodo, o para mejorar el contacto.

Ra: Soy Ra. Cada uno de vosotros apoya correctamente al instrumento, que permanece constante en su propósito. Sois muy concienzudos. Todo va bien. Os prevenimos ante cualquier disminución de la atención respecto a la disposición y la orientación de los complementos.

Soy Ra. Os dejo, amigos míos, en el amor y la luz del infinito Creador. Id, pues, y regocijaros en el poder y la paz del infinito Creador. Adonai.

  Skip Navigation LinksL/L Research Library Transcripts - Table of Contents 1981 - Español La Ley del Uno, Libro II, Sesión 46 - 15 de abril de 1981

Copyright © 2017 L/L Research