Skip Navigation LinksL/L Research Library Transcripts - Table of Contents 1981 - Español La Ley del Uno, Libro III, Sesión 72 - 14 de octubre de 1981
Skip Navigation Links
L/L Research
Home
Library
Are you a wanderer?
About Us
Carla’s Niche
Podcast
Online Course
Search
E-mail L/L
Copyright Policy
Recent Updates

Now on Bring4th.org

Bring4th.org

Forums

Online Store

Seeker Connector

Gaia Meditation

Subscriptions

Links

Donate/Volunteer

Join Us

Facebook

Twitter

Tumblr

Instagram


Biblioteca

Transcripciones de L/L Research

ACERCA DEL CONTENIDO DE ESTA TRANSCRIPCIÓN: Esta canalización telepática sintonizada se publicó originariamente como La ley del Uno, Libros I a V, por Don Elkins, James Allen McCarty y Carla L. Rueckert. Se facilita con la esperanza de que pueda serle útil. Al igual que las entidades de la Confederación siempre reiteran, le rogamos que aplique su juicio y su propio criterio al evaluar este material. Si algo le parece convincente, acéptelo; de lo contrario, descártelo, pues ni los miembros de la Confederación ni nosotros mismos desearíamos ser un escollo en el camino de nadie. (Traducción al español realizada por Pilar Royo.)

La Ley del Uno, Libro III, Sesión 72

14 de octubre de 1981

Ra: Soy Ra. Os recibo en el amor y la luz del infinito Creador. Estamos en comunicación con vosotros.

Interrogador: En primer lugar, ¿podéis indicar cuál es el estado del instrumento?

Ra: Soy Ra. Las distorsiones de energía física de este instrumento son las mismas que se han descrito anteriormente. El nivel de energía vital se ha distorsionado respecto a los niveles normales, siendo ahora algo menor, a causa de la distorsión de la actividad del complejo mental de este instrumento, que provoca las dificultades para llegar a la configuración apropiada para este contacto.

Interrogador: ¿El ritual del destierro que hemos llevado a cabo ha tenido cierto efecto de purificación del lugar de trabajo y de limitación de las influencias que no deseamos?

Ra: Soy Ra. Exactamente.

Interrogador: ¿Podéis decir lo que puedo hacer para mejorar la eficacia del ritual?

Ra: Soy Ra. No.

Interrogador: ¿Podéis decir cuál ha sido la causa de que el instrumento haya quedado inconsciente durante las dos últimas meditaciones anteriores a esta, hasta el punto de que las hemos interrumpido?

Ra: Soy Ra. Podemos.

Interrogador: Explicadlo entonces, por favor.

Ra: Soy Ra. La entidad que acecha a este instrumento, procedente del Grupo de Orión, ha tratado primero de propiciar que el complejo mente/cuerpo/espíritu, que podríais llamar «espíritu», abandonara el complejo físico del rayo amarillo con la falsa idea de que se estaba preparando para el contacto con Ra. Estáis familiarizados con esta táctica y con sus consecuencias. Al sentir su llegada, el instrumento ha optado sin dilación por volver a la base del complejo físico, al pedir que se le sostuviera la mano. Por tanto, la entidad de Orión no ha alcanzado su principal objetivo. Sin embargo, ha descubierto que los presentes no eran capaces de distinguir entre un estado de inconsciencia con el complejo mente/cuerpo/espíritu intacto, y el estado de trance, en el que el complejo mente/cuerpo/espíritu no está presente.

Por tanto, ha aplicado en la medida de sus posibilidades la situación que provoca los mareos y, en la meditación sin protección, ha provocado en el instrumento una simple inconsciencia, como la que llamáis desmayo o vértigo. En consecuencia, la entidad de Orión ha recurrido a esta táctica para impedir la oportunidad de que se llevara a cabo el contacto con Ra.

Interrogador: El instrumento tiene previsto que se le realice una operación quirúrgica en su mano para el mes que viene. Si se utiliza una anestesia general para producir un estado de inconsciencia, ¿este u otro parámetro de la operación abrirá una puerta de acceso a las entidades de Orión?

Ra: Soy Ra. Es sumamente improbable, debido a la necesidad de que exista el componente de la intención en el complejo mente/cuerpo/espíritu, cuando abandona el complejo físico del rayo amarillo, de servir al Creador de la forma más específica. La actitud del que se acerca a una experiencia como la que describís no alcanzaría el estado inconsciente con esa disposición.

Interrogador: Creo que aquí tenemos un principio muy importante respecto a la Ley del Uno. Habéis dicho que la actitud del individuo es de extrema importancia para que la entidad de Orión pueda ser efectiva. ¿Podríais explicar cómo opera este mecanismo en relación con la Ley del Uno, por qué la actitud de la entidad es de tanta importancia, y por qué eso permite la acción de la entidad de Orión?

Ra: Soy Ra. La Ley de la Confusión o del Libre Albedrío es de suma importancia en los mecanismos de la creación infinita. Lo que se piensa tiene tanta intensidad de atracción hacia el polo opuesto que la intensidad de la intención o del deseo.

Así, aquellos cuyos deseos son superficiales o transitorios, no experimentan más que configuraciones efímeras de lo que podría llamarse una circunstancia mágica. Hay un punto de giro, un eje que pivota a medida que el complejo mente/cuerpo/espíritu armoniza su voluntad de servicio. Si esa voluntad y ese deseo son de servicio al prójimo, se activa la polaridad correspondiente. En las circunstancias de este grupo, hay tres de estas voluntades que actúan como una sola con el instrumento, en digamos la posición central de fidelidad al servicio. Así es como debe hacerse para equilibrar el trabajo y la continuidad del contacto. En estos trabajos, nuestro complejo vibratorio está centrado en un solo punto y nuestra voluntad de servir alcanza también cierto grado de pureza. Ello ha creado la atracción de la polaridad opuesta que estáis experimentando.

Podemos señalar que tal configuración de libre albedrío, centrada sobre el servicio al prójimo, tiene también el potencial de movilizar una gran masa de fuerza de luz. Esta fuerza de luz positiva opera también sobre el libre albedrío y debe ser invocada. De otra forma no podríamos hablar y guiaros, pues la naturaleza de este contacto es tal que la pureza de vuestro libre albedrío debe preservarse sobre todas las cosas. Así, retomáis el camino a través de las experiencias, descubriendo las inclinaciones que pueden ser útiles.

Interrogador: Las entidades de orientación negativa que contactan con nosotros y con otros habitantes de este planeta están limitadas por la primera distorsión. Obviamente, han sido limitadas por el ritual de destierro que acabamos de realizar. ¿Podríais describir, en relación con el libre albedrío, cómo se limitan para poder operar dentro de los límites de la primera distorsión, y cómo opera el ritual de destierro?

Ra: Soy Ra. Esta pregunta tiene varias partes. En primer lugar, los de polaridad negativa no actúan en relación con el libre albedrío, a menos que sea necesario. Se invitan a sí mismos y transgreden siempre que les resulta posible.

En segundo lugar, están limitados por la gran Ley de la Confusión, pues la mayoría de ellos es incapaz de entrar en esta esfera planetaria de influencia y no es capaz de utilizar las ventanas de distorsión del tiempo/espacio más que con la condición de que exista cierto llamamiento para equilibrar el llamamiento positivo. Una vez que llegan aquí, su deseo es la conquista.

En tercer lugar, en el caso de la eliminación permanente de este instrumento en este espacio/tiempo, previamente es necesario permitir al instrumento que abandone por su libre albedrío su complejo físico del rayo amarillo, artimaña que ya se ha intentado.

El recurso a la generación de formas de luz permite a tales entidades descubrir un muro que no pueden atravesar. Esto se debe a los complejos energéticos de los seres de luz y a aspectos del infinito Creador invocados y evocados durante el levantamiento de ese muro de luz.

Interrogador: Todo lo que experimentamos respecto a este contacto, nuestra distorsión hacia el conocimiento con el fin de servir, la distorsión de la entidad de Orión hacia la disminución de la efectividad de este contacto; tal como lo entiendo, todo ello resulta de la primera distorsión y crea una atmósfera de libertad total para que el Creador llegue a tener mayor conciencia de Sí mismo mediante la interacción de sus partes, unas en relación con otras. ¿Mi planteamiento es correcto?

Ra: Soy Ra. Sí.

Interrogador: En la sesión anterior habéis mencionado que si el instrumento utilizara una parte del aumento de energía vital de que dispone para la actividad física, tendría que «pagar un alto precio». ¿Podéis explicar la naturaleza de tan alto precio, y por qué sería así?

Ra: Soy Ra. El nivel de energía física mide la cantidad de energía disponible en el complejo corporal de un complejo mente/cuerpo/espíritu. La medida de la energía vital expresa la cantidad de energía de existencia del complejo mente/cuerpo/espíritu.

Esta entidad tiene grandes distorsiones hacia la actividad del complejo mental, la actividad del complejo espiritual, y ese gran canal hacia el Creador: la voluntad. Por tanto, la energía vital de este instrumento, incluso en ausencia de cualquier reserva física mensurable, es fundamental. Sin embargo, el uso de esa energía de la voluntad, la mente y el espíritu para acciones del complejo físico provoca una distorsión mucho mayor, al debilitar la energía vital, que si se empleara esa energía para las cosas que ocupan los mayores deseos y la voluntad más profunda del complejo mente/cuerpo/espíritu. En esta entidad, esos deseos son para el servicio al Creador. Esta entidad considera todo servicio como servicio al Creador y por ello hemos recomendado prudencia al grupo de apoyo y al instrumento al respecto. Todos los servicios no son iguales en profundidad de distorsión. El uso excesivo de la energía vital es, literalmente, la rápida eliminación de la fuerza de la vida.

Interrogador: Habéis mencionado la gran cantidad de luz disponible. ¿Podría este grupo, con el ritual apropiado, utilizarla para recargar la energía vital del instrumento?

Ra: Soy Ra. Así es. Sin embargo, os recomendamos prudencia ante todo trabajo que eleve la personalidad; vale más la pena ser meticulosos en vuestro trabajo.

Interrogador: ¿Podríais explicar lo que entendéis por «elevar la personalidad»?

Ra: Soy Ra. Podemos proporcionar indicios, pues explicarlo supondría una transgresión. Solo podemos pediros que os deis cuenta de que todos son Uno.

Interrogador: Hemos incluido el «Shin» en el ritual de destierro, el «Yod-Heh-Vau-Heh», para hacer el «Yod-Heh-Shin-Vau-Heh». ¿Es útil?

Ra: Soy Ra. Es útil, especialmente para el instrumento, cuyas distorsiones vibran en gran congruencia con ese complejo vibratorio de sonido.

Interrogador: En el futuro, vamos a mantener meditaciones en grupo. Me preocupa la protección del instrumento si es de nuevo el canal en esas meditaciones. ¿Existe un periodo óptimo de tiempo límite para que el ritual de destierro sea eficaz; o bien si continuamos purificando cada día el lugar de trabajo por el ritual de destierro se prolongarán los periodos de trabajo; el ritual debe llevarse a cabo inmediatamente antes de las meditaciones?

Ra: Soy Ra. Vuestra primera suposición es la más correcta.

Interrogador: ¿Existe algún peligro en este momento, con las precauciones que tomamos, de que el instrumento sea transportado por la entidad de Orión?

Ra: Soy Ra. Las oportunidades para la entidad de Orión dependen completamente del estado de conciencia del instrumento y de su preparación. Nuestra sugerencia es que el instrumento es todavía bastante neófito para abrirse a preguntas, pues tal es el formato utilizado por Ra. A medida que el instrumento aumente su conciencia, esta precaución podrá ser innecesaria.

Interrogador: ¿Por qué no hay protección sobre el suelo, o en el lugar del ritual de destierro; debería haberla?

Ra: Soy Ra. Esta va a ser la última cuestión para esta sesión de trabajo.

El desarrollo del ataque psíquico solo es posible a través de los centros energéticos, comenzando en un punto que podríais llamar del rayo violeta, pasando por el centro energético del adepto, y de ahí hacia el objetivo donde se presenta la oportunidad. Dependiendo de la naturaleza vibratoria y de la finalidad del ataque, positivo o negativo, la entidad será dinamizada o bloqueada en la forma deseada.

Nosotros, los de Ra, nos aproximamos a este instrumento en un contacto de banda estrecha a través del rayo violeta. Otros podrían atisbar a través de ese rayo y descender hacia cualquier otro centro de energía. Por ejemplo, nosotros hacemos buen uso del centro de energía del rayo azul de este instrumento mientras tratamos de comunicar nuestras distorsiones/comprensiones de la Ley del Uno.

La entidad de Orión atraviesa el mismo rayo violeta y se dirige hacia dos lugares donde trata de conseguir la mayor parte de sus oportunidades no físicas. Activa el centro de energía del rayo verde y bloquea el centro energético del rayo índigo. Esta combinación crea confusión en el instrumento, y la consiguiente hiperactividad, en proporciones poco prudentes, del complejo físico. Sencillamente, busca distorsiones programadas con anterioridad a la encarnación y que se han desarrollado en el estado encarnado.

Las propias energías de la vida, siendo el infinito Creador, fluyen desde el polo sur del cuerpo, considerado en su forma magnética. Así, solo el Creador puede, por los pies, penetrar en la cobertura de energía del cuerpo para producir algún efecto. Los efectos del adepto provienen de la dirección superior y, por ello, la construcción de un muro de luz es bastante oportuna.

¿Tenéis alguna otra pregunta breve?

Interrogador: Solo quisiera preguntar si hay algo que pudiéramos hacer para que el instrumento esté más cómodo, o para mejorar el contacto.

Ra: Soy Ra. Este instrumento acumula cierta distorsión en la zona del cuello. Prestar atención a este punto podría proporcionar mayor comodidad. Amigos míos, todo está bien. La indulgencia y la paciencia que puede observar Ra son admirables. Continuad esta minuciosidad de finalidad, de objetivo y de cuidado por alcanzar las configuraciones apropiadas para el contacto, y el contacto seguirá siendo posible. Esto es aceptable para nosotros.

Soy Ra. Amigos, os dejo en la gloria del amor y la luz del infinito Creador. Id, pues, y regocijaros en el poder y la paz del infinito Creador. Adonai.

  Skip Navigation LinksL/L Research Library Transcripts - Table of Contents 1981 - Español La Ley del Uno, Libro III, Sesión 72 - 14 de octubre de 1981

Copyright © 2017 L/L Research